Santa Librada, Patroncita de Las Tablas

La devoción a Santa Librada llega a Las Tablas en el año 1,671, cuando un grupo de españoles emigraron de la ciudad de Panamá,  por los frecuentes ataques por el pirata Henry Morgan,  estos españoles oriundo de Galicia llegaron a la Ermita de La Santa Cruz, lo que hoy es el barrio de Punta Fogón, en el distrito de Las Tablas, y allí se establecieron junto con su devoción por Santa Librada y construyeron la primera capilla, donde propagaron su fe.   Estos colonos construyeron sus viviendas con los restos de las embarcaciones y así fueron llamados la gente de Las Tablas.

Actualmente se reconocen cuatro imágenes de Santa Librada

La Peregrina,  es la primera imagen en llegar nuestro pueblo, fue traída por los españoles quienes trataron de colocarla en un santuario por cumplimiento de una promesa solemne hecha echa en alta mar cuando fueron derrotados y a la deriva trataban de llegar a puerto seguro.

La Pequeñita, al llegar a la iglesia Santa Librada en la pared frontal  en una sencilla hornacina se encuentra la cual fue hecha algunos años después de construida la primera iglesia,  está confeccionada en madera del siglo XVIII es posible que sea la segunda imagen de Santa Librada en la región.

La Moñona, imagen que adorna el altar mayor fue confeccionada a finales del siglo XVII, es de fabricación criolla, fue restaurada y actualmente conserva su policromía original en su interior.

La Chola, 1,862 llega en una caja de madera flotando en el agua, cerca de la playa de Mensabe con un escrito que decía esta es Santa Librada de allí el nombre que desde entonces le hizo popular al nombre de Santa Librada. Esta imagen es la que se utiliza en la procesión, tuvo su nicho detrás del retablo mayor y para el siglo XX se le confeccionó su retablo en el área lateral a la entrada de la iglesia.

El 19 de julio Creyentes y fervientes devotos de todos los pueblos y  lugares del país  abarrotan las calles de Las Tablas para acompañar a Santa Librada quien lujosamente adornada hace su recorrido por las principales calles Tableñas,  a las 12:00 media noche los fuegos artificiales y el repique de campanas  anuncian que ha llegado el gran día,  20 de julio,  iniciado por la serenata entre el sonar de la guitarra, el tambor, violín y el acordeón, la voz de las mejores cantalantes,  trovadores y quienes desean homenajear a la santa venerada, seguidamente a las 9:00 de la mañana inicia la salve en su honor.

Son incontables los devotos, que al llegar el mes de julio esperan a que lleguen las festividades religiosas  para rendirle honor a esta santa por los favores y milagros concedidos, la religiosidad impregna, las casas se adornan con las imágenes de la santa, la espiritualidad y la tradición se ponen a los pies de Santa Librada.


MLB coloca al santeño Miguel Amaya entre los 30 mejores prospectos.

Major League Baseball dio a conocer la lista de los 30 prospectos internacionales que están en una lista para ser firmados por cualquier organización y en ese grupo de jugadores está el panameño Miguel Amaya.

De acuerdo con el reporte de MLB, la lista la encabezan cinco dominicanos, entre ellos Vladimir Guerrero hijo, quien está en la posición número dos.

En tanto, el receptor santeño Miguel Amaya, quien fue el Jugador Más Valioso del pasado torneo juvenil panameño, está en el puesto 23.

Según la publicación, Amaya destaca por su habilidad para batear, pero los reportes de los buscadores de talento ponderan mucho sus destrezas defensivas como receptor. Sobre todo para guiar el juego detrás del plato y su brazo para tirar a las bases.

De igual forma, se adelanta que la organización de los Cachorros de Chicago es la favorita para firmarlo.

Hasta el momento no se ha dado una cifra oficial sobre por cuánto podría firmar el joven pelotero panameño, quien tiene 18 años.

De acuerdo con las reglas de MLB para firmar a peloteros internacionales, el próximo 2 de julio se abre el compás para tal fin.


Feria Internacional de Azuero 2,015

La Feria Internacional de Azuero este año en su versión número 53 se realizará del 23 de abril al 6 de mayo, dicho evento ferial le brinda la oportunidad a todos los aquellos expositores de presentar, divulgar los productos y servicios enfocados en los sectores agropecuario, comercial, artesanal, industrial y cultural generando movimiento económico e impulsando a la región de Azuero durante su realización.

Para el deleite del público asistente se realizan diversas actividades en las cuales se destacan los juzgamientos equinos y bovinos, el concurso canino; al igual que la Tradicional Cabalgata por las principales calles de La Villa de Los Santos y en lo interno de los terrenos de la feria.


Semana Santa 2,015

La Semana Santa es la conmemoración anual cristiana de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús de Nazaret. Por ello, es un período de intensa actividad litúrgica dentro de las diversas confesiones cristianas. Da inicio el domingo de Ramos y finaliza el Domingo de Resurrección,

La fecha de esta  celebración es variable (entre marzo y abril según el año) ya que depende del calendario lunar. La Semana Santa va precedida por la Cuaresma, que finaliza en la Semana de Pasión donde se celebra la eucaristía en el Jueves Santo, se conmemora la Crucifixión de Jesús el Viernes Santo y la Resurrección en la Vigilia Pascual durante la noche del Sábado Santo al Domingo de Resurrección.

Durante la Semana Santa tienen lugar numerosas muestras de religiosidad popular a lo largo de todo el mundo, destacando las procesiones y las representaciones de la Pasión de Cristo.

Los días más importantes de la Semana Santa son los formados por el llamado Triduo Pascual: La introducción al Triduo (el Jueves Santo y el Viernes Santo), en el que se conmemora la muerte de Cristo; Sábado Santo, en el que se conmemora a Cristo en el sepulcro, y el Domingo de Pascua de la Resurrección.

Esta semana debe ser dedicada a la oración y la reflexión en los misterios de la Pasión y Muerte de Jesús para aprovechar todas las gracias que esto nos trae.

Para vivir la Semana Santa, debemos darle a Dios el primer lugar y participar en toda la riqueza de las celebraciones propias de este tiempo litúrgico.

Vivir la Semana Santa es acompañar a Jesús con nuestra oración, sacrificios y el arrepentimiento de nuestros pecados. Asistir al Sacramento de la Penitencia en estos días para morir al pecado y resucitar con Cristo el día de Pascua.

Lo importante de este tiempo no es el recordar con tristeza lo que Cristo padeció, sino entender por qué murió y resucitó. Es celebrar y revivir su entrega a la muerte por amor a nosotros y el poder de su Resurrección, que es primicia de la nuestra.

La Semana Santa fue la última semana de Cristo en la tierra. Su Resurrección nos recuerda que los hombres fuimos creados para vivir eternamente junto a Dios.